PRIMAVERA

Estamos en un momento en que energéticamente se nos invita a abrirnos al mundo y a la naturaleza. Desde la situación en que estamos inmers@s puede resultar contradictorio el convivir con esta necesidad de apertura en un estado de encerramiento.

Pero es justo esta parada la que permite encontrarnos con la realidad más inmediata con nosotr@s mism@s. Y es este tiempo como de "silencio" el que va a favorecer, en una situación de calmada conciencia, encontrar oportunidades para evolucionar; en definitiva para sobrevivir.

Ágora aboga porque la persona se encuentra inmersa en un mar de oportunidades donde el soltar y el coger forma parte de este juego de vivir.

Esta experiencia de vida, de convivencia, de resiliencia nos hará más fuertes. Pero no pasa nada si en el camino sentimos debilidad, tristeza, melancolía por lo que creemos perder. Estos sentimientos también forman parte de nuestro proceso de vida.

Te animamos a que encuentres en este paréntesis el modo de estar en silencio contig@ mism@ y de que te acojas y aceptes con la mayor de las humildades. Permítete experiencias creativas o aquellas que te pueden proporcionar un directo bienestar.